BOCALTO | Rincones de Palma, Casco Antiguo, Bocalto, Hotel boutique Palma, Mallorca, Restaurante Mallorca
16826
single,single-post,postid-16826,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,side_area_uncovered_from_content,qode-theme-ver-9.1.3,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
ubicacion-2

28 Feb Rincones para no perderse en Palma

¿Qué es lo que hace a un sitio único y especial? Sin lugar a dudas, hablemos de ciudades, restaurantes, hoteles, museos o cualquier otro lugar, es el poder de atraer a través de sus rincones con encanto y ofrecer, a quien lo visita, un ambiente que nos despierte sensaciones y al cual volveríamos una y otra vez.

Y si hay una ciudad que nos ofrece todo eso, nadie dudaría que Palma sería una de las elegidas. Su casco antiguo, uno de los más grandes y mejor conservados de Europa, posee ese encanto especial que solo una ciudad con toda su historia, puede darnos. La ciudad intramuros, con sus callejuelas, iglesias y patios señoriales, ha sufrido muchísimos cambios a lo largo de los siglos hasta llegar a ser lo que hoy conocemos. Mezcla de arquitectura medieval, árabe, gótica y renacentista, en los últimos años ha visto como se han rehabilitado muchos rincones y, con ello, han abierto muchos establecimientos que le dan vida a la zona: los barrios de Sa Gerreria y Calatrava son algunos ejemplos de esa transformación.

Y es ahí, rodeados de callejuelas para perderse y rincones que no te esperas, donde pensábamos que Bocalto tenía su sitio. Junto a otros establecimientos que apuestan por la calidad y el diseño, manteniendo intacto el valor de sus edificios con siglos de historia. Ejemplo de ellos son algunos de los hoteles boutique más elegantes de Palma y que se encuentran a pocos minutos a pie de nuestro restaurante.

Entre nuestros favoritos se encuentran: La Posada de Terrasanta, ubicada en lo que fue la mansión de los Barones de Boixador 500 años atrás; el Hotel Boutique Can Cera (edificio anterior a la conquista de Mallorca por Jaime I hace más de 700 años) con su majestuoso patio mallorquín o el Hotel Sant Francesc frente a la imponente iglesia que da nombre al hotel, con sus habitaciones abuhardilladas y vigas de madera.

Y hay otros de concepto más moderno pero que, al igual que nosotros, quieren ofrecer a sus huéspedes calidad y un ambiente especial: entre nuestros preferidos se encuentran el Brick Palma, de diseño industrial está ubicado en una antigua alfarería de mediados del S. XIX o el Palma Suites para aquellos que prefieren la comodidad de sus apartamentos de lujo (no os podéis perder su azotea con vista a todo el casco antiguo).

Tanto si vienes de visita a Palma, como si eres local, la ciudad está en constante cambio. Ahora que se acerca el buen tiempo ¿qué mejor plan que dar un paseo por Palma, perderse por sus calles y disfrutar de un almuerzo o cena en nuestro restaurante? Sin duda, no solo nuestra gastronomía te sorprenderá, también descubrirás un rincón muy acogedor y moderno rodeado de siglos de historia.